Microrrelato 56: Segundas oportunidades.

7 Jun

Llevaba varios minutos observando las pastillas en mi mano, estaba temblando y empezaba a brillar con el sudor. Inhalé profundamente y las ingerí con agua. A los pocos segundos un punzón invadía mi estómago, mis piernas empezaron a fallar y luego todo se desvaneció.
Desperté como si apenas hubiese tomado una siesta. Aunque no sentía dolor, corrí al retrete para vomitar las pastillas. Introduje mis dedos en la boca, pero solo exhalaba aire. Me puse en pie y respiré aliviado. Me asomé al espejo del lavabo, pero mi reflejo ya no estaba ahí.

Autor: El Graffo

Microrrelato 55: Espejismo.

10 May

Me saltaré el preámbulo, correré sin parar para terminar rápido y en medio, durante la corta huida, no pensaré en nada. Es también la breve historia de cada noche, que cuento frente al viejo espejo que cuelga de la habitación del baño y que nunca en cambio se ha movido de ahí. Cada mañana de nuevo me reflejaré en él, para saltarme el protocolo y dar el disparo de salida. Creo que sólo él me escucha y me comprende, yo en cambio sigo repitiendo mi historia convencido siempre de que el tiempo no cuenta.

Autor: Antonio Ortuño Casas.

Microrrelato 54: Dudas con el equipaje.

7 May

Vine con la maleta más grande que tenía y apenas cierra, ya casi está decidido. Me llevo las canciones que hemos cantado y las que nos hemos inventado. Aquí me dejo la voz, la piel, y esa parte de mí que se niega a regresar. Me llevo la sonrisa de ese niño del que no entendía una palabra. La ilusión de ir conociendo cada rincón inolvidable. Los momentos que no nos llevamos en fotos, y los que no se pueden contar. Me lo llevo todo, pero antes de irme… prometo volver.

 

Por: Gala Lago.

Microrrelato 53: El pasado de hace unos años.

2 May

Qué lejos se nos queda ya el pasado de hace solo unos años. Qué lejos quedó el comprar libros de papel, el alquilar una película en el videoclub. Se te quedó lejos el escribirle una carta de amor a la niña de tus sueños. Y es curioso que esto me venga a la mente en el tren mientras leo un libro en mi tableta y se me descarga una película. Justo la chica de delante se está haciendo un “selfie”.

Un pitido me avisa que me ha llegado un mensaje de él. “Lo de estos días ha estado bien pero mejor lo dejamos. No te molestes en contestar”.

Autora: Maite Gutiérrez Soler.